5 consejos para el dolor de la muela del juicio

Uno de los dolores más intensos que podamos experimentar es el dolor de la muela del juicio. Este dolor no hay que dejarlo pasar ya que es una clara señal de que algo no anda bien en tu boca. Por ello, lo más recomendable siempre será visitar a su especialista de confianza para que realice una revisión completa de toda tu boca.

Las muelas del juicio suelen aparecer o erupcionar entre los 15 y 25 años de una persona. Son las últimas piezas dentales de nuestra dentadura. Y, según los datos proporcionados por la Sociedad Española de Cirugía Oral y Maxilofacial, 6 de cada 10 personas a las que les brotan las muelas del juicio sufren de dolor por problemas alusivos a estas.

Si estas entre esas 6 personas, queremos ayudarte con estos 5 consejos para el dolor de la muela del juicio a sobrellevar por un breve período dicha molestia, hasta que puedas acudir a tu clínica dental de confianza.

-consejos-para-el-dolor-de-la-muela-del-juicio

¿Qué causa el dolor en las muelas del juicio?

Varias son las causas que pueden provocar dolor en las muelas de juicio. Las más comunes son:

Falta de espacio

Como las muelas del juicio son las últimas en aparecer, a menudo nuestra boca no tiene espacio suficiente para alojarlas, quedando pues retenidas, produciendo hinchazón y dolor en esa zona. También sucede que algunas veces erupcionan giradas o producen apiñamiento anterior. Ambas situaciones producen dolor.

Pericoronaritis

La pericoronaritis sucede cuando se inflama la encía que rodea el diente y además se infecta. Esto sucede generalmente cuando erupcionan los terceros molares o muelas del juicio.

Puedes saber que estas sufriendo pericoronaritis cuando hay enrojecimiento de las encías, inflamación e infección cercana a la zona del diente que está en pleno proceso de erupción. Este dolor incluso puede llegar a irradiarse hasta el oído.

Caries

La higiene dental de las muelas del juicio, una vez que erupcionan, por su posicionamiento, resulta un tanto complicada. Es por ello que estos dientes, siendo los últimos de la arcada dentaria, tienen una mayor predisposición a tener caries. Por supuesto, las caries, generan mucho dolor.

5 consejos para el dolor de la muela del juicio

Al llegar a observar que comienzan a brotar una o más muelas del juicio, la primera resolución que debes tomar es hacer una visita a tu dentista de confianza. El especialista comprobará que la cordal emerge sin problemas y que además gozas de buena salud bucal de ser así.

Nosotros por nuestra parte, te aconsejamos que en esos tiempos de dolor, mientras aún estes en casa, puedas tomar las siguientes medidas:

Limpieza bucal más intensa

Como ya hemos hecho hincapié, la limpieza oral es la base de la salud de tus encías y dientes. Por tanto, este e sun aspecto que no debe descuidarse bajo ninguna circunstancia. Sabemos que si está emergiendo la cordal, todos los tejidos alrededor de ella se inflaman y esto dificulta la higiene bucal.

Por ello, nuestra recomendación es que utilices más que nada elementos menos abrasivos que un cepillo de dientes en esa zona. Puede ser de gran ayuda el uso del hilo dental y de un buen enjuague bucal.

Algo que debes saber es que si eres de las personas que puede soportar un poco de dolor, insistas en el cepillado, pues este te puede ayudar bastante a desinflamar la encía de la muela del juicio.

Utiliza productos naturales

Si el dolor de las muelas del juicio os parece moderado, puedes intentar paliarlo al utilizar algunos elementos naturales que quizás ya tengas en casa. Por ejemplo, alimentos como el ajo, las especias, el clavo o el perejil poseen propiedades antisépticas, por lo que su uso te ayudará a prevenir la formación de bacterias en la cavidad oral.

¿Te gusta tomar te negro? esa es una buena noticia en estos casos, ya que puedes utilizar la bolsita del mismo sobre la muela del jucio cuando tengas dolor, pues, es un analgésico y antiinflamatorio natural.  Algo que también ayuda momentáneamente, aunque no sea muy natural que digamos, es mascar un chicle sin azúcar.

Por otra parte, debes evitar el uso de sustancias agresivas tanto para las mucosas como para las piezas dentales. Entre estas sustancias, las de uso más común son: agua oxigenada, carbón activado y el bicarbonato.

Toma anti-inflamatorios

Tomar alguna pastilla o capsula anti-inflamatorio como el Ibuprofeno te puede ayudar a aliviar el dolor durante algunas horas. En caso de infección, tu especialista habrá de indicarte y darte receta del antibiótico preciso.

No te recomendamos aplicar el fármaco directamente sobre la zona afectada, ni que aguantes el dolor. Si al tomar analgésicos no se alivia la molestia, lo mejor será consultar al dentista cuanto antes.

Enjuaga tu boca con agua tibia y salada

Una manera bastante efectiva para aliviar el dolor moderado es hacer enjuagues con agua tibia y sal durante al menos 30 segundos. No tragues el agua, solo has gárgaras con ella. Estas gárgaras será mejor hacerlas una vez haya concluido tu rutina de limpieza oral.

Coloca frío y calor en tu mejilla

Otro consejo práctico y efectivo es colocar sobre la mejilla compresas frías y calientes durante 20 minutos a lo sumo. Esto debería ayudarte a reducir el dolor de la muela de juicio.

-consejos-para-el-dolor-de-la-muela-del-juicio

¿Cuanto puede durar el dolor de la muela del juicio?

Las muelas del juicio pueden durar años en terminar de emerger, así que tendréis que olvidarte de aguantar el dolor hasta que pase el tiempo. Aunque ciertamente todo dependerá de cada persona, un dolor de la muela de juicio puede durar unas pocas horas o años.

Por ello lo mejor siempre será acudir cuanto antes al especialista quien podrá chequear a través de una radiografía dental si está emergiendo correctamente o si, por el contrario, está afectando a los dientes circundantes. En el último caso será necesario extraer la muela.